Shaman

Los Shamanes empezaron a existir casi desde que existen los seres humanos. Un Shaman, tradicionalmente entraba a un trance profundo en el cual adquiría el conocimiento para producir una curación espiritual o física.

La vida moderna con sus ruidos y miles de distracciones impiden que una persona pueda alcanzar un estado profundo de Shaman.

Sin embargo, esta grabación la diseñé por si alguien desea descubrir este nivel. Esta grabación es un entrenamiento que requiere que se escuche una hora a la semana con los ojos cerrados. Después de cuatro semanas, se escucha dos veces a la semana. Al siguiente mes, tres veces a la semana.

Por supuesto que no todo es dulzura. También corres el riesgo de encontrar tus propios demonios. Con valor y persistencia aparecerá una armonía especial.

Esta grabación no la recomiendo a personas con problemas mentales como depresión o esquizofrenia.

Es una de las grabaciones más intensas que existen. No contiene lenguaje hablado. Son sonidos rítmicos que te llevan hacia ese maravilloso estado de Shamán.